Noticias

Para dormir mejor en tu embarazo

publisher

Lucia

El doctor español Eduard Estivill, especialista europeo en Medicina del Sueño, explicó a EFE cómo las rutinas del sueño en las mujeres pueden cambiar durante la gestación y de qué manera hay que enfrentarse al asunto.
El doctor Estivill, autor de más de 200 publicaciones sobre sueño, resalta que en los primeros meses suele dar sueño por los cambios hormonales y que la postura que adoptes influye mucho en la calidad de los sueños, siendo la mejor opción acostarse hacia el lado izquierdo.
"No podemos utilizar en ningún momento fármacos para mejorar el sueño, ni estimulantes, ni hipnóticos para el insomnio. En el tercer mes del embarazo, cuando el feto ya está formado, podríamos utilizar algo natural como la melatonina pero siempre recetada por el ginecólogo para saber las dosis”, explica el especialista en medicina del sueño.
Hay que tener en cuenta que la mujer está incorporada al mundo laboral hasta que el embarazo está muy avanzado por lo que no puede atender debidamente "las necesidades de su cuerpo en cuanto a la somnolencia”, y debe evitar las bebidas estimulantes (no más de 2 tazas al día, según la clínica IVI).
Problemas en el descanso tras el embarazo
Estivill destaca que en este punto es cuando "a la mujer se le ha menospreciado porque se priorizan todos los cuidados en el bebé; la familia está muy contenta porque hay un niño nuevo y poca gente piensa en la madre”. La madre sufre "sueño polifásico, es decir, un sueño a trozos” y esto ocurre porque, tanto de día como de noche, la madre tiene que dar el pecho y eso interrumpe su sueño.
Se ha descubierto ese "sueño roto” (y la falta de sueño que conlleva) de la madre, que provoca un estado de decaimiento y tristeza. Por lo que el doctor Estivill ratifica que "para combatir la depresión posparto, un punto muy importante es descansar los mismos periodos que el bebé".
Recomendaciones básicas para la mamá
Para mejorar el sueño durante el embarazo, en resumidas cuentas, es fundamental realizar:
Actividad física: no hay que quedarse inmóvil, aunque se deben evitar los "deportes de impacto o demasiado violentos”. Los recomendados son:
natación, yoga, caminar, o hacer una tabla de ejercicios siempre que sea en un centro especializado, todo ello hará que se refuerce el "suelo pélvico” y eso mejorará el parto y nuestro descanso.
Alimentación suave: Intentar tomar comidas que no sean pesadas, sobre todo en el tercer trimestre por la posición del estómago, se puede llegar a tener malas digestiones. Evitar alimentos crudos, embutidos y alcohol.
Cuidar las posturas: para descansar mejor es muy importante la posición, boca abajo será imposible debido al tamaño de la barriga y boca arriba es poco aconsejable porque se pueden agravar los problemas de espalda.
El doctor Estivill aconseja dormir hacia el lado izquierdo y utilizar almohadas para acomodar el cuerpo.
Photo: © StockSnap /pixabay

Comentarios

Deja una respuesta