Noticias

Llega la lluvia de estrellas: Cómo disfrutarla con tus niños

publisher

Lucia

Cada año, en las noches de agosto, el cielo -cuando está despejado- se llena de estrellas fugaces, llamadas perseidas. La tradición dice que hay que pedir un deseo por cada una de esas integrantes de la lluvia de estrellas, dicen en Bebés y Más.
Las Perseidas o "lágrimas de San Lorenzo", son una espectacular lluvia de estrellas que se produce todos los años en los meses de julio y agosto, y que resulta especialmente visible en el hemisferio norte de nuestro planeta.
¿Dónde y cómo verlas? ¿Cuándo es el mejor día para hacerlo? ¿Cómo explicar a los niños qué son las Perseidas? Te damos todas las claves para disfrutar de este mágico espectáculo de la naturaleza.
¿Cuándo tendrán lugar las Perseidas?
El nombre de "lágrimas de San Lorenzo" viene de que se dejan ver con más facilidad en días próximos a la festividad de San Lorenzo, que se celebra el 10 de agosto. Sin embargo, esta lluvia de estrellas comenzó el 26 de julio, y se prolongará hasta mediados de agosto.
En 2021, su máximo esplendor será entre las noches del 11 al 13 de agosto. Concretamente, el momento de mayor actividad será la noche del
11 al 12 de agosto, de la medianoche hasta el amanecer del día 12, cuando podrá observarse la caída de hasta 200 meteoros por hora.
Este año, habrá Luna en cuarto creciente con un 14 por ciento de iluminación, o sea que los cielos estarán lo suficientemente oscuros para permitir la observación de la lluvia de meteoros.
Qué son las Perseidas
Antes de observar la lluvia de estrellas, es aconsejable seguir una serie de consejos que facilitarán el momento y ayudarán a los niños a entender lo que está pasando.
Lo primero que deberíamos hacer es explicar a los niños qué son las Perseidas y por qué se producen. La explicación no sólo les ayudará a entender este fenómeno, sino a observarlo con una mayor atención.
Recordad la importancia de utilizar un lenguaje claro y accesible a su edad y entendimiento.
Las lluvias de estrellas se producen cuando los restos de partículas de rocas y polvo que desprenden los cometas y asteroides que orbitan alrededor del sol, entran en contacto con la atmósfera de nuestro planeta a más de 210.000 kilómetros por hora y se desintegran, provocando el efecto luminoso que apreciamos desde la Tierra.
¿Cómo disfrutar de la lluvia de estrellas con los niños?
    No es necesario ningún instrumento óptico para observarlas, y así se evita reducir el campo de visión, ya que hay que estar muy atentos.
    Busca un lugar lo más oscuro posible, alejado de árboles altos que obstaculicen la visión, así como de cualquier fuente de luz artificial.
Los mejores sitios para ver las Perseidas podrían ser el campo, las afueras de las ciudades o las playas.
    Equípate bien para una excursión nocturna a la intemperie. Lleva hamacas o mantas sobre las que poder tumbaros, así como ropa de abrigo por si baja la temperatura. Tampoco olvides agua y bocadillos.
    Sitúate mirando hacia el Sureste o hacia el Noroeste.
    Dirige tu mirada a un cuadrante del cielo y no apartes la vista durante al menos 20 minutos, ya que un cambio en la dirección de nuestra mirada o un giro de cabeza puede hacer que en cuestión de segundos nos perdamos un bonito espectáculo.
Buscad un lugar oscuro, tumbaos en el suelo con la mirada puesta en el cielo y disfrutad en familia de esta maravillosa "fiesta" astronómica.
Ah, ¡y no olvidéis pedir un deseo!
Photo: © PXFuel

Comentarios

Deja una respuesta